HUELLA
HÍDRICA

HUELLA HÍDRICA

La huella hídrica de una empresa es una medida del total del agua consumida para producir los bienes y servicios que proporciona.

 

El agua es un recurso crucial para todas las empresas. Calcular la huella hídrica de una empresa permite a las organizaciones conocer donde y cuando se utiliza el agua en sus negocios, reducir costes, mejorar el medio ambiente y beneficiar a las comunidades en las que opera.

 

La huella hídrica de una empresa es una medida del total del agua consumida para producir los bienes y servicios que proporciona una organización.

 

 Se trata de una combinación del agua que se utiliza en la producción y fabricación de un producto o servicio y el agua utilizada en toda la cadena de suministro, así como durante el uso del producto. De esta forma, la huella hídrica de una empresa incluye su huella hídrica directa (operacional) y su huella hídrica indirecta (cadena de suministro).

HUELLA HÍDRICA DIRECTA

Representa la huella hídrica que resulta de las operaciones de la empresa considerada, es decir, las actividades directamente relacionadas con la producción o fabricación y de las actividades generales (servicios de apoyo), por ejemplo: la huella hídrica de oficinas, cantinas u horticultura.

HUELLA HÍDRICA INDIRECTA

Representa la huella hídrica de los bienes y productos utilizados en las actividades de producción de una empresa. Las empresas se han centrado tradicionalmente en el uso del agua en sus operaciones, pero no en su cadena de suministro. La evaluación de la huella hídrica permite también conocer que no sólo es prudente reducir su uso operativo del agua, sino también abordar los riesgos asociados en el uso del agua por parte de los proveedores y en toda la cadena de suministro.

 

Huella hídrica como herramienta de gestión en las empresas El concepto de huella hídrica es un concepto joven, pero su aplicación e interés en las empresas ha ido creciendo en los últimos años.

 

 La huella hídrica como indicador de sostenibilidad en las empresas ya está funcionando en distintos ámbitos como la industria, la agricultura, cuencas hidrográficas y la colaboración público-privada.

 

KILÓMETROCERO se enmarca en la estrategia de sostenibilidad de las empresas, proporcionando visibilidad a las acciones enfocadas a reducir su huella hídrica. Esta estrategia permite obtener beneficios en tres ámbitos distintos.